• Inicio
  • Recursos
  • ZOOLOGIA
  • BiologiaCultural
  • Moscas vuelo
  • Moscas… ¡un vuelo extraordinario!

 

 

Moscas... ¡un vuelo extraordinario!

 

 

 

Maricelle Méndez Soto, Arthropoda, Museo Nacional de Costa Rica

 

 

 

 

 

 

 

 

Puede ser un "mosquito" chupa sangre, una "mosca de la fruta", una "polinizadora", una "purruja", una mosca casera, una "ladrona" o una mosca de la madera, un tábano, ¡Cualquiera que sea el nombre con el que se identifique al miembro de este grupo (Orden Diptera), le dejará impresionado, principalmente, por su vuelo extraordinario!

 

Mosca al vuelo, se aprecia el ágil movimiento de sus alas.

Fuente: http://aulas.uruguayeduca.edu.uy/mod/book/view.php?id=4823 (Julio, 2018)

 

 

 

Desde su aparición en el período Devónico (hace aproximadamente 395-345 millones de años), se ha marcado un proceso adaptativo de pocos cambios en su apariencia corporal. Su éxito evolutivo se ha centrado en varias características distintivas, una de ellas es su habilidad para volar. Son los únicos invertebrados capaces de hacerlo; aspecto que les ha marcado como un grupo altamente diverso, de fácil adaptación a casi todos los ambientes y que adquirieron gran movilidad para explorar nuevos territorios, colonizarlos, buscar alimento, aparearse o escapar de sus enemigos; en otras palabras, los hizo diversificarse más.

 

 

 

 

Variedad de insectos al vuelo.

Fuente: https://adictamente.blogspot.com/2013/04/como-capturar-espectaculares.html (Julio, 2018)

 

 

 

Diferentes tipos de alas en insectos, según el Orden.

Fuente: http://adaptacion-biologia.blogspot.com/p/alas.html (Julio, 2018)

 

 

Sus alas altamente desarrolladas, se componen de una delgada membrana y un sistema de venas endurecidas, cuya estructura es determinada primordialmente por la necesidad de optimizar la producción de fuerzas aerodinámicas durante el vuelo. No todos los insectos a nuestro alrededor tienen alas: los hay ápteros o Apterygota (sin alas, por ejemplo: los piojos o las moscas de la familia Streblidae que viven en el pelaje de los murciélagos como ectoparásitos, es decir que viven a expensas de ellos), y los alados o Pterygota, hay algunos miembros dentro de este grupo que, secundariamente, han perdido las alas.

 

 

 

 

En las moscas, esta es una habilidad que no sólo les permite mostrar vuelos acrobáticos, adaptarse a diferentes ambientes y dejarse ver como un ser un tanto fastidioso, sino que requiere de una modulación permanente de la frecuencia, orientación y amplitud con que mueven sus alas y de una actividad cerebral ininterrumpida para recibir de forma continua información sumamente precisa del entorno en el que se encuentran, situación que las ha convertido en el centro de diferentes investigaciones, enfocadas al estudio de sus adaptaciones para ejercer esta gran habilidad de vuelo.

 

 

 

                         A.                                                           B.                                                        C.

 

A. Mosca al vuelo, capacidad estudiada por científicos. B. Dermatobia hominis (Tórsalo). C. Mosca ladrona con su presa (Asiilidae).

Fuente: A. https://www.flickr.com/photos/lasg/4666118250/ (Julio, 2018);  http://es.treknature.com/gallery/South_America/Colombia/photo246377.htm; https://www.alexanderwild.com/Insects/Insect-Orders/Fabulous-Flies/i-BxBFJZJ/ (Julio, 2018)

 

 

 

Algunas especies como la mosca del tórsalo (Dermatobia hominis), o bien las moscas "ladronas" (Familia Asiilidae), pueden atrapar al vuelo a otros insectos, ya sea como hospederos para colocar sus huevos, o como sus presas, gracias a su agilidad al volar.

 

 

 

Disminución de las alas posteriores o segundo para de alas (círculo rojo), dando lugar a los balancines o halterios.

Fuente:http://animalandia.educa.madrid.org/ficha-taxonomica.php?id=4549&nivel=Orden&nombre=Diptera (Julio, 2018)

 

 

Esta capacidad está muy desarrollada en las "moscas" y se ha considerado que la reducción del segundo par de alas (balancines o halterios), ha sido un gran beneficio en este sentido. Otros insectos han desarrollado mecanismos que les permiten juntar ambos pares de alas para moverlos de forma conjunta, como si se tratara de una sola superficie de vuelo.

 

 

Entre los dípteros (moscas, mosquitos, purrujas, zancudos), se encuentran los más diversos voladores de todos los insectos, destacándose aquellos que mantienen su vuelo en un solo punto, capaces de desplazarse en cualquier dirección a gran velocidad, con mucha precisión, y conocimiento de su entorno.

 

 

Las asombrosas proezas aéreas de las moscas están relacionadas con:

1. Presentan ojos compuestos, sistema perfectamente adaptado a sus impresionantes acrobacias voladoras y que le brinda información del lugar donde se encuentra.

2. Las alas reducidas (halterios o balancines), son órganos de equilibrio extremadamente móviles con función sensorial fundamental, que sirven como timón.

3. Las antenas entre los ojos, juegan un papel de acelerador y sensor de velocidad que pueden alcanzar durante el vuelo.

4. La estructura de las patas, así como el movimiento al despegar y al posarse sobre la superficie seleccionada.

 

 

 

 

Algunas de las características de función elemental en el vuelo.

 

 

El cuerpo de una mosca es una verdadera masa de músculos y su fama de excelente voladora se le atribuye por razones mecánicas, ya que posee 17 pares de músculos poderosos, muy desarrollados, que accionan las alas fijadas lateralmente al tórax y otros 21 pares que determinan la posición de la cabeza. Todo ese conjunto muscular ocupa casi la totalidad del espacio disponible en su cuerpo y permite que una mosca común, alcance velocidades de entre 14 y 15 Km/h, es decir, más o menos 4 metros por segundo.

 

 

Las "moscas", pequeñas o no, que se puedan ver o se hagan notar con sus zumbidos, con su coloración, picaduras, entre otros; son realmente una concepción estratégica de la perfección de nuestra naturaleza, basta con detenernos a ver su desarrolla estructura corporal, comportamiento, acrobacias al vuelo y capacidad adaptativa, para engancharnos de éstos insectos.

 

 

 

Bibliografía consultada

Chapman, R. F. 1998. The Insects: structure and function. 4ª Ed. Cambridge University Press. United Kingdom. pp. 770.

 

Monestier, M. 2004. Las Moscas. El peor enemigo del hombre. Trad. Virginia Aguirre. Fondo de Cultura Económica. México, D.F. pp. 278.

 

Razones del éxito de los insectos. Universidad de Sevilla. Julio, 2018. Encontrado en: http://ocwus.us.es/produccion-vegetal/sanidad-vegetal/page_04.htm

 

Volar hizo a los insectos mucho más diversos. All you need is Biology. Julio-2018. Encontrado en: https://allyouneedisbiology.wordpress.com/2015/06/07/alas-insectos-evolucion/

 

Zumbado Arrieta, M. A. 2006. Dípteros de Costa Rica y la América tropical. INBio, Santo Domingo de Heredia, Costa Rica. pp. 272.

 

 

 

Museo Nacional de Costa Rica
Portal Nacional de Biodiversidad
© 2013 Todos los derechos reservados
Tel: 506-2233-7164